La conservación del té

El modo de conservar el té es sumamente importante. Existen 3 puntos básicos a tomar en cuenta para conservar cualquier té o tisana.

 NO Humedad 

NO Luz 

NO Calor 

 Los contenedores ideales para guardar el té son las latas, o frascos de vidrio siempre y cuando estén bien sellados y en donde no les de la luz del sol directamente.